A principios de los años sesenta del pasado siglo, la Organización Internacional del Café (ICO) instituyó un código identificativo para cada país exportador que, seguido del código de exportador y del número de embarque, se estampa desde entonces en cada saco de café. Como pequeño homenaje a la historia del saco de café, Cafés El Magnífico quiere contribuir perpetuando esta ya tradicional numeración.
Café Ruanda Sake Farm – International Women’s Coffee Alliance (IWCA)
Ruanda
28
Sake Farm
Marie Laetitia Kayitesire Y 2.200 Pequeños Productores
Ngoma
Sake
1.450 msnm
Bourbon Rojo
Lavado
0,38 € / taza.

Café Ruanda Sake Farm – International Women’s Coffee Alliance (IWCA)

Desde 12,00 a 48,00

Limpiar
COSTE DE UNA TAZA DE CAFÉ EN CASA
¿Sabes lo que te cuesta un café de calidad preparado en casa?
Utilizando 8 grs. (medida habitual) bebe una taza de este extraordinario café por 0,38 €.
LA FINCA
“Está en nuestra naturaleza tener en cuenta a la comunidad”

Marie Laetitia Kayitesire es de esas personas que hacen de este mundo un lugar más equitativo y esperanzador. Es la mujer que está al frente de Sake Farm. Cuando Ruanda quedó rota a nivel económico y social por el genocidio que asoló este país africano en el año 1994, su finca agrícola ya se convirtió en una oportunidad donde la gente trabajaba codo a codo para salir adelante y por una mutua comprensión, contribuyendo así a la reconciliación nacional.

La apuesta de Sake Farm por el café de especialidad

En el año 1999 Marie Laetitia Kayitesire sembró sus primeros cafetos y cuatro años después, en el 2003, con el apoyo de la USAID, obtuvo inversión para construir una estación de lavado de café. Kayitesire apostó por producir café de la mayor calidad y contribuyó también a que los pequeños productores de la zona se pudieran beneficiar de sus conocimientos y su estación.

Una finca que da servicio a 2.200 pequeños productores

Sake Farm es hoy en día una finca de 30 hectáreas con estación de procesamiento, que además de tratar su propio café, da cobertura a 2.200 productores del distrito de Ngoma, situado al suroeste de Ruanda, cerca del río Akagera. El microclima de esta zona está influenciado por los lagos Mugesera y Sake, de éste último viene el nombre de la finca.
Gracias a la dedicación y esfuerzo de Marie Laetitia, Sake Farm se ha convertido en una importante fuente de ingresos para la población rural del distrito, de la cual se han beneficiado especialmente las mujeres. La producción de café es hoy en día el sustento de muchas familias que han conseguido mejorar sus vidas y dejar atrás la pobreza rural en Ngoma.
Las pequeñas agricultoras dependen en gran medida de Sake Farm para obtener información sobre mejores prácticas agrícolas para incrementar su productividad por hectárea y calidad del café. Asimismo, Sake Farm también ofrece a grupos de mujeres capacitación, planificación familiar y grupos de ahorro vecinal.

Kayitesire es miembro de la IWCA

“Mi consejo para las mujeres emprendedoras es que se comprometan, piensen en grande, que se apasionen por lo que hacen. Como mujeres tenemos que trabajar duro.”
Son palabras de Kayitesire. Además de dirigir Sake Farm también es miembro de la Junta del capítulo de Ruanda de la International Women’s Coffee Alliance (IWCA). Se trata de una red global de capítulos autónomos en 24 países productores de café dispuestos a conseguir un bienestar sostenible para sus comunidades.

Un proyecto de empoderamiento femenino

Cada capítulo establece sus propios objetivos y finalidades bajo el paraguas de la IWCA con la misión de empoderar a las mujeres en la comunidad cafetera internacional reconociendo y promocionando su participación en todos los aspectos de la industria.
BENEFICIO
NOTA DE CATA
Jugoso y envolvente, dulce , con sabores que recuerdan a mermelada de cítricos , calabaza y tomate. Muy arómatico y de postgusto largo.
ORIGEN
Los cafetales del Valle Occidental que producen quizás los cafés más finos del país, se encuentran en un rango de altitud entre 1.200 y 1.700 msnm y es una de las zonas productoras más nuevas de Costa Rica. Esta región es responsable de un porcentaje extremadamente alto de ganadores de la Taza de la Excelencia debido a la excelente labor de varios micro beneficios. Produce casi el 25% de la producción total de café del país donde las variedades Villalobos y Villa Sarchí son las más comunes.